Rumanía al Mundial 2019

Rumanía se quedó con el pasaje de Europa 1 para Rugby World Cup 2019 tras la derrota de España por 18 a 10 ante Bélgica en el cierre del Rugby Europe Championship.

Rumanía aseguró mantener su record de presencias en Rugby World Cup tras la sorpresiva derrota de España por 18 a 10 ante Bélgica en Bruselas, que le costó a Los Leones la posibilidad de superarlos en la tabla por la clasificación europeo.

Como el mejor equipo europeo tras la Rugby Europe Championship – salvo el ya clasificado Georgia – Rumanía será Europa 1 y como tal enfrentará al reciente ganador del Grand Slam en el Seis Naciones Irlanda, Escocia, el anfitrión Japón y un equipo aún por determinar, el Play-off en el Grupo A.

La clasificación tendrá, además, el honor de enfrentar a Japón en el partido inaugural el 20 de septiembre de 2019, en el Toyota Stadium.

Un triunfo en su último partido clasificatorio hubiera servido para que España supere a Rumanía en la tabla; pero en el cierre del Rugby Europe Championship, Los Leones cayeron presos de sus nervios, y ahora deberán encarar rutas alternativas para llegar a Japón 2019.

A pesar de la derrota, España quedó como segundo equipo en la clasificación europea y enfrentará a su vecino ibérico Portugal por el derecho de enfrentar a Samoa en una serie para ocupar el lugar de Play-off. El perdedor de esos dos países jugará el torneo repechaje de cuatro países, en noviembre, junto a Canadá y otros dos países.

España comenzó el fin de semana como favoritos de asegurar la clasificación automática tras el triunfo clave ante Rumanía por 22 a 10 ante 15 mil simpatizantes en Madrid.

Pero Bélgica rompió el libreto en un gélido día en el Petit Heysel Stadium, imponiéndose ante un rival en mejor posición del ranking, con un score parcial de 12 a 0 con el viento en sus espaldas en el primer tiempo.

De los dos equipos, los Diablos Negros fueron los que mejor jugaron, ya que España hizo varios errores no forzados y cometió múltiples penales que del botín del apertura local Vincent Hart convirtió en puntos.

El tanteador se abrió recién a los 21 minutos cuando Hart convirtió el prime penal, a lo que le siguieron penales a los 25 y 30 minutos, al caer Los Leones en infracciones.

Brad Linklater pudo haber acortado las diferencias, pero la frustración se extendió cuando el wing nacido en Nueva Zelanda estrelló el poste izquierdo.

Empeorando la situación española, un penal en el scrum le dio a Hart la posibilidad de estirar a 12 la diferencia en el minuto 37. Falló una oportunidad en el cierre del primer tiempo.

España pareció energizarse en el entretiempo tras la charla del entrenador Santiago Santos, aunque fue nuevamente Bélgica quien sumó de a tres en el minuto 49. Empeorando la situación, el hooker Marco Ferrer recibió una tarjeta amarilla.

Si bien España no cedió puntos en esos 10 minutos, tampoco sumó puntos y al avanzar el partido, más nerviosos se ponían. El centro Dan Snee no pudo retener un balón que parecía tener destino de try. De hecho, recién en el minuto 71 pudo el visitante sumar puntos desde un maul de line, apoyando su único try.

El ingresado Mathieu Peluchon aportó el goal y un penal cuatro minutos más tarde para quedar a un try del triunfo, alegrando a los simpatizantes españoles que acompañaron al equipo.

Enseguida, cometieron un penal que Hart convirtió en puntos dejando el score a más de un try convertido, sellando el primer triunfo ante España en doce años

Mientras tanto, en día agridulce, Rumanía perdió en su último encuentro por el Rugby Europe Championship en Georgia, con Lelos recuperando el título con el 25 a 16 en Tbilisi. Al conocer el resultado de Bruselas, la alegría fue gigante para los rumanos.

En el otro encuentro del domingo, Rusia derrotó a Alemania 57-3 en Colonia.

 

 

 

Por Walter Lopez